Denuncian estudiantes en Chile a una escuela para guardias que enseña que los homosexuales son un peligro

El Incap, un organismo capacitador con sede en Chillán, Chile enseña en sus cursos para guardias de seguridad que los homosexuales son «un peligro» y los pone en la misma lista de los estafadores y pistoleros.

Estudiantes de la Escuela Incap de Chillán en Chile, denunciaron al Movimiento de Integración y Liberación Homosexual el Movilh (la mayor ONG de Chile en defensa de los derechos LGBT) que la institución usa manuales donde las personas con orientación sexual diversa son calificadas como peligrosas, además de vincularlas a distintos delitos.

La guía “Curso de Formación de Guardias de Seguridad” que imparte el instructor y carabinero en retiro Helios Usa García tiene entre sus textos palabras y conceptos homofóbicos.

Dentro del capítulo: “Modus operandi del delincuente”, el manual menciona a las personas homosexuales, entre una clasificación que contempla a “cuenteros”, “estafadores”, “falsificadores”, “falsos funcionarios”, “pistoleros y asaltantes”

Sobre los homosexuales señalan que son un «peligro». #Son Personas que recogen todo tipo de antecedentes que pueden utilizar de mala forma»

El instructor y carabinero en retiro Helios Usa García quien da el curso ha sido acusado por los estudiantes de expresarse con lenguaje xenófobo y machista.

El Movilh le mandó una carta al director del centro de capacitación Víctor Navarrete y acusó al curso de homofobia e incitación al odio, “en tanto se considera a las personas homosexuales como delincuentes y que por lo mismo, deben ser blanco de sospechas para los guardias de seguridad”.

Los alcances del manual en cuestión pueden tener nefastas consecuencias en la comunidad LGBT, ya que se está alentando a los futuros guardias de seguridad, mediante un curso de formación y capacitación, a que ejerzan prejuicios y discriminación hacia las personas homosexuales. Lo que también perjudicará a los empleadores de dichas personas capacitadas en Incap debido a que se verán expuestas a las sanciones legales establecidas para esos efectos”, señaló la abogada del Movilh, Mónica Arias.

Junto con acusar vulneración de la Ley Zamudio (una ley anti homofobia en Chile) y a tratados internacionales de Derechos Humanos, el Movilh solicitó al Incap que investigue y sanciones a los responsables del abuso, que retire todos los ejemplares del peligroso y prejuicioso manual y que capacite a cada uno de sus trabajadores/as en temática de Derechos Humanos y de Diversidad Sexual y de género.

Con información del Movilh

Facebook Comments